Publicado el Marcos Acosta

Las estrellas de cine necesitan un “Cast Insurance”

Hoy en día, hay una gran cantidad de aficionados que siguen con gran devoción el denominado séptimo arte: el cine.

Sus estrellas se convierten en iconos de comportamiento de los más jóvenes, aunque, es bien sabido, que muchas de ellas no son precisamente ejemplos a seguir.

En nuestro país, se pueden encontrar determinadas aseguradoras que ofrecen productos específicos para este tipo de compañías audiovisuales.

Estos paquetes especiales para este tipo de empresas, contienen un amplio elenco de seguros, que van desde los de responsabilidad civil, accidentes o material cinematográfico, llegando hasta el de incomparecencia de artistas “key person”.

A pesar de tener numerosas películas de éxito internacional, es evidente que la industria cinematográfica española no es de las más potentes a escala mundial, al moverse reducidas cantidades de dinero si se compara con la estadounidense.

Las ingentes cantidades de dinero que se manejan en el mercado cinematográfico norteamericano, es una razón de peso para que los seguros adquieran una importancia vital para evitar posibles pérdidas millonarias.

Estos seguros tienen una gran importancia para el desarrollo de la película, y por tanto pueden influir incluso en la decisión de contratar un determinado actor o actriz.

Recientemente una famosa actriz norteamericana, llamada Lindsay Lohan, habló en una entrevista con NYT Magazine sobre como una serie de incidentes que tuvo en el pasado, estaban condicionando su aparición en películas de alto presupuesto.

Estos incidentes tenían que ver con conducir ebria y bajo la influencia del alcohol, que desembocaron en reiteradas visitas a centros de rehabilitación.

Los seguros que se realizan sobre estrellas de cine como la mencionada, son los llamados “cast insurance” (anteriormente nombrados como “seguros de incomparecencia de artista principal”). Estos productos se contratan para cubrir el riesgo de imposibilidad de actuar por parte de la estrella, debido a enfermedad, lesión o muerte.

Para hacernos una idea de la importancia de estos seguros, según The Hollywood Reporter un día de retraso puede llegarla a costa unos 250.000 dólares (más de 186.000 euros) a una película de alto presupuesto.

Es por ello que el precio de estos seguros puede llegar a ser el doble en una película de alto presupuesto, si hay un actor problemático en el reparto. Para una película de 100 millones de prepuesto, el precio puede pasar de 350.000 dólares, a cerca de un millón.

A pesar de dar muchos de ellos esa imagen de tener vidas desenfrenadas, nadie dijo que ser actor o actriz fuera fácil.

Comparte este post:

Comparador de Seguros

Calcula el precio de tu seguro utilizando nuestro comparador de seguros. ¡Gratis y en sólo 3 minutos!

Recibe las novedades del Blog Asegurando

RSS es un formato que permite suscribirse de una manera sencilla y gratuita a los contenidos de un sitio web. Seguros.es te ofrece en formato RSS todas sus publicaciones del blog para estar siempre al día.

¡Inscríbete por RSS!