Seguros de coche: guias

A la hora de llevar a cabo una reclamación, podemos optar por una de las siguientes opciones:

Hojas de Reclamaciones: Como cualquier otro tipo de empresa de servicios, las compañías de seguros están obligadas por Ley a disponer y poner a disposición de sus clientes de hojas de reclamaciones. Del mismo modo, deben contar con carteles visibles que así lo comuniquen. No dude en solicitarlas si fuera necesario.

El Defensor del Asegurado: Es posible presentar por escrito una reclamación antes el defensor del asegurado nombrado por la compañía o ante del Departamento de Atención al Cliente. Dicha información deberá enviarse por correo certificado para asegurarse de la recepción de la misma. Si pasados dos meses no ha recibido respuesta ni solución, podrá dirigirse a la Dirección General de Seguros. Esta Institución le informará al presentar sus quejas y reclamaciones y, del mismo modo, le asesorará sobre el modo más `propicio para ejercer y defender sus derechos como cliente y asegurado.

Pero, ¿por qué vía presentar esta reclamación?

La Ley contempla dos opciones, la arbitral y la judicial. Precisamente, las cuestiones litigiosas que pueden surgir en el sector seguros pueden ser sometidas voluntariamente a decisión arbitral. En cambio, si pasamos a la vía judicial, debemos tener en cuenta que los plazos son diferentes según el tipo de seguro. Así, por ejemplo, en los seguros de daños tales como el seguro de coche o de hogar pueden llegar a 2 años y en los de personas, como salud o vida, podrían alcanzar los 5. Si en cambio la reclamación está dirigida a una compañía de seguros que no es la nuestra, el plazo sería inferior y rondaría los 12 meses.


Otras informaciones:

Comparador de Seguros

Calcula el precio de tu seguro utilizando nuestro comparador de seguros. ¡Gratis y en sólo 3 minutos!